domingo, 18 de abril de 2010

La Academia Mexicana de Derecho del Trabajo y de la Previsión Social en San Luis Potosí.

MÉXICO DEBE SALIR ADELANTE.

La Academia en San Luis Potosí.

La 50 Asamblea de la Academia Mexicana de Derecho del Trabajo y de la Previsión Social se celebró del 28 al 31 de marzo de 2010 en la capital del estado de San Luis Potosí, la ciudad que se siente orgullosa de su pasado histórico y que ante los juristas presume con orgullo la participación de Ponciano Arriaga en la vida jurídica nacional.

La organizó el Capítulo San Luis Potosí de la Academia a cargo del Lic. Domingo Auces Villalpando, apoyado en todo tanto por la Facultad de Derecho que dirige el Lic. Fernando Sánchez Lárraga como por la Rectoría de la propia Universidad Autónoma de San Luis Potosí, con el Lic. Mario García Valdez como Rector y por supuesto, con el decidido concurso de la Presidencia Municipal guiada por la Lic. Victoria Labastida Aguirre, sin dejar de lado al Gobierno del Estado encabezado por el Dr. Fernando Toranzo Fernández.

Acudimos mi esposa y yo, pues las reuniones de la Academia se han caracterizado por el espíritu de unión familiar que les ha imbuido el Mtro. Guillermo Hori Robaina, su Presidente desde hace 40 años, al contemplar tanto eventos académicos como actividades para los acompañantes, lo que permite que cada uno tenga sus propios quehaceres.

Y empezó la Asamblea. Primero, el registro en la Caja Real, edificio reconstruido y que luce sus mejores galas, como lució la Universidad toda. Luego, el rompehielos. Y vaya que si logró su objetivo. Una callejoneada de lujo, con el porroncito de licor incluido y visita a los lugares con más tradición de un San Luis de suyo tradicional. Supimos de Claudia Zulley Mares, dama abandonada por su galán y que tiene una leyenda potosina. Y siguió el recorrido, conociendo de manera muy peculiar la vida de “El Gallo Maldonado”, la de “La Dama Enlutada”, la de “Juan del Jarro” y otras tradiciones, que son cultura, hasta concluir con una cena muy agradable.

Al día siguiente, ya en el Teatro de la Paz, Honores a la Bandera, una marcha militar con el protocolo correspondiente, el Himno Nacional y toda la parafernalia inherente, lo que hace despertar el fervor cívico y revive el espíritu nacionalista y la intención de luchar por que México salga delante de sus cuitas.

Comenzaron los trabajos en las Mesas y por supuesto, los más conocedores las presidieron y los jóvenes, con el arrojo que sólo la juventud conoce, empezaron a defender sus propuestas, algunas muy correctas, otras, sobre temas ya muy ampliamente debatidos y por ende, carentes de relevancia y algunas cuantas, las menos, completamente fuera de orden ante el foro en que se actuaba. Pero bueno, de eso se trata, de ir forjando en los muchachos la capacidad de análisis y la posibilidad de acudir ante extraños a defender una tesis, con todo el calor y la pasión que los caracteriza.

Tuve el privilegio de participar en una entrevista transmitida desde la Dirección de la Facultad anfitriona, por César Felipe Leyva, en la que participó el Dr. Ángel Guillermo Ruiz Moreno, Presidente de la Asociación Iberoamericana de Juristas del Derecho del Trabajo y la Seguridad Social ‘Dr. Guillermo Cabanellas’ (AIJDTSSGC), el Dr. Rubén Delgado Moya, con 45 años como escritor e investigador, el Director de la Facultad, Lic. Fernando Sánchez Lárraga, lleno de lauros y quien escribe, privilegio que mucho aprecio.

Sin embargo, en esta ocasión hubo un tema por demás importante y de gran trascendencia para la vida de la Academia y más aún, para la vida del país. La H. Cámara de Diputados solicitó a la Academia de manera formal su opinión respecto al proyecto de reformas a la Ley Federal del Trabajo enviada por la fracción Parlamentaria del Partido Acción Nacional, lo que obligó a crear una Séptima Mesa de Discusión presidida básicamente por el Mtro. Hori Robaina, el Mtro. Jorge García Ramírez, el Dr. Fernández Arras y el Dr. Roberto Rubio Uribe, Mesa a la que fuimos convocados varios que sentimos un gran amor por México. Hubo opiniones de todo tipo y todas con un gran peso académico.

Por supuesto, he insistido en que el derecho colectivo, los sindicatos, son la fuerza que permite al obrero mantener un equilibrio con el capital en torno a las relaciones obrero-patronales y por tanto, cualquier intento que se haga por mutilar los derechos del obrero y más aún, de los sindicatos, así como el pretender inmiscuirse en la vida interna de los mismos, sea cual sea el modo, formato, instrumento o cariz que se le pretenda dar, será una intromisión que no puede ser permitida pues ello traería como consecuencia la pérdida de la capacidad de negociación de la parte débil en la relación laboral.

El día de la Sesión Plenaria que daría por concluidos los trabajos de la 50 Asamblea, se presentó un libro-homenaje al Mtro. Hori Robaina coordinado por el Dr. Arturo Fernández Arras, compuesto por artículos y ensayos de 27 Iuslaboralistas de México, los que influyen actualmente en la doctrina jurídica y en el que tuve una participación, modesta, comparada con los demás, pero que para mí ha significado un gran logro.

El Maestro Hori tocó el tema de su separación del cargo, pero le garantizo a Usted, que los años son los mejores consejeros en la vida y que ha de saber a la perfección que la única forma de lograr la permanencia de la Academia, es precisamente permitiendo el libre juego de los Académicos para alcanzar tan alto sitial, pues de lo contrario, correría el riesgo de terminar como otras instituciones similares en las que al faltar el principal sostén, han terminado por desaparecer.

Entre otros eventos destaca la comida en el Parque Tangamanga que por sí solo, es una delicia. Que fuimos al Patio Central de la Universidad, al Teatro de la Paz, a los restaurantes y fondas más tradicionales y que todo San Luis Potosí es una ciudad que vibra de vida, que recibe a los viajeros como si llegaran al centro del mundo y ellos dicen que son el centro, pero del país.

Me gustaría conocer su opinión.

Vale la pena.

José Manuel Gómez Porchini.

Comentarios: jmgomezporchini@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada